IRON SAVIOR – Skycrest (2020) Review

Después de escuchar el disco para preparar la entrevista con el gran Piet Sielck, tomé tiempo y distancia para volver a analizarlo con el prisma de su creador.

INTRO

Prepararos, porque este disco tiene de todo, os hará sacudir la piernas tratando de seguir el rápido ritmo de algunos temas, desearéis gritar algunos coros a pleno pulmón e incluso puede que se os meta algo en el ojo con alguna letra.

El primer tema, tras la introductoria The Guardian, da nombre al disco y parece un menú degustación de lo que nos vamos a encontrar. Empezando directamente y sin contemplaciones con una potente base rítmica y las poderosas líneas de guitarra a las que nos tienen acostumbrados (100% Iron Savior style) y abriendo rápidamente a un estribillo con unos coros magistrales.

BASE RÍTMICA

El maridaje de las baterías con el bajo es perfecto, creando la base ideal para seguir desarrollando el lienzo; pero también tomando el protagonismo cuando toca, como en algunas partes de Raise The Flag (la elegida para su ya clásico divertido videoclip desde el coche) en las que batería y bajo se quedan casi solos.

Encontraremos temas con altos valores de BPMs, como en la cabalgante Our Time Has Come o la rapidísima Silver Bullet pero también valores más bajos como en el tema End Of The Rainbow. 

Los toms están bien paneados y cargaditos de reverb (como a mi me gusta). Disfrutad con un buenos auriculares o monitores de los barridos en el comienzo de Welcome To The New World  o de There Can Be Only One, por ejemplo. El bajo, ocupando su espacio en el rango de las bajas frecuencias, dando cuerpo y redondeando la mezcla, siempre presente, incluso liderando cuando es necesario, comenzando en solitario el tema Souleater (y terminando junto a ese brutal doble bombo al final).

COROS

Menuda guarnición llevan algunos temas, contundentes y cubriendo un amplio rango dinámico. Épicos como en Souleater o There Can Be Only One, alegres y hard-rockeros como End Of The Rainbow o más divertidos como en Ode To The Brave, pero siempre exquisitamente insertados en el espacio sonoro de cada tema. Son claramente uno de los ingredientes que hacen grande a este disco y que lo preparan para unos conciertos brutales que esperemos poder disfrutar muy pronto.

GUITARRAS

El plato principal no defrauda, la seña de identidad de esta banda (junto con la voz de Piet Sielck) queda patente en cuanto a  su identificable sonido y las líneas de guitarras rítmicas y solistas, creando un densa pero identificable amalgama guitarrera con diferentes capas y arreglos.

*Si quieres saber un poco más sobre el equipo que usa Piet Sielck puedes leer la entrevista aquí.

TEMPO

La pieza angular del disco, hay para elegir; tenemos cortes rápidos, rapidísimos, entre otros más lentos, incluso variaciones dentro de un mismo tema. Esta variedad es una de las claves de este álbum. Una variedad estudiada y meditada, con un excelente resultado, haciendo que el viaje desde el primer al último tema de este disco sea un set-list perfectamente balanceado.

LETRAS

El abanico de las letras también tiene un rango muy amplio, al no girar todo el disco sobre un mismo concepto, podemos disfrutar de letras relacionadas con la saga, otras más actuales, incluso reivindicativas, sobre problemas reales a los que tod@s nos podemos enfrentar, licántropos en Silver Bullet o la guinda del pastel con la emotiva Ease Your Pain, escrita y cantada por Jan-Sören Eckert (Si no te emocionas con esta canción, sabiendo su situación, háztelo mirar).

PIET SIELCK, EL CHEF

Los ingredientes no han cambiado,  son lo que estamos acostumbrados a encontrarnos en un disco de los germanos, pero esta vez el maestro de ceremonias ha mezclado todo en una receta magistral. Los diferentes ingredientes están medidos y balanceados de una forma exquisita. La experiencia es un grado y Mr. Sielck ya tiene unos cuantos galones en creación, grabación y producción. Van a tener difícil seleccionar temas de este disco en un futuro, porque hay muchos muy buenos.

OUTRO

Estamos ante el mejor disco de Iron Savior? Si, disculpen la rotundidad, Skycrest es el disco que tenía que hacer Iron Savior ahora mismo. La maquinaria está engrasada y perfectamente alineada y ha sido capaz de generar el disco que necesitábamos los fans en este momento. Sin duda se convertirá en uno de los Gran Reserva de su colección.


RATE/NOTA: 10/10

Pablo All (The Lux Team)

 

 

 

Comments are closed.