ESCAPE – Fire In The Sky (2021) Review

Siempre es atractivo que una banda decida regrabar temas de antiguas cosechas y opte por darle un toque con sonido más contemporáneo. Cuando estamos hablando de los medios existentes en aquella época y los actuales siempre debería ser un aliciente para satisfacer la curiosidad de cualquier amante de esta maravillosa música que nos acompaña. Tampoco implica que con otros medios pueda sonar mejor (las producciones de los 80-90 no son las mismas que las actuales) pero sí que es verdad que algunas bandas, aunque no cometan riesgos compositivos, sí que se toman ciertas licencias para esos cambios sonoros que, bajo mi opinión personal, son siempre de agradecer.

El alma de esta banda es el Sr Vince O´Reagan que ha trabajado con Bob Catley, Arabia entre otras bandas y el Sr. Graham Beales, quien realmente me ha parecido un vocalista muy versátil y con excelente técnica.

Podría tirar de tópicos a la hora de analizar los temas, pero me ha resultado muy curioso que la mayoría de los títulos de este álbum, se asocien al estilo general de otras bandas que me han venido a la mente casi sin perturbarme.

Es el caso del inicio del álbum con el tema Lost & Found que me ha recordado enormemente a los canadienses Honeymoon Suite en su introducción inicial de teclado y en el estribillo principalmente (ellos sacaron este tema en su álbum en su enorme The Big Prize). Grandísimo tema. Me gusta el sonido, aunque quizás perciba el teclado en general un poco por encima en la mezcla con respecto al resto de instrumentos. La escucha continua trepidante con el tema extraído como single Heroes In The Night. El sonido es fantástico con un solo de guitarra de Vince muy a lo Kee Marcelo (melódico y técnico a la vez). Buen tema. El tercer corte llamado Temptation ofrece esa pincelada de modernidad en las guitarras respecto a sonidos añejos, pero tampoco sin llevarlo a la exageración. Me recuerda enormemente a temas en la onda de ese gran compositor llamado Newman. Gran tema. Directo y sin contemplaciones. 

Con muchas reminiscencias a Journey comienza este Restless Heart que, sin ser un mal tema, podría haber sido más resolutivo con un estribillo más trabajado. Los teclados me siguen pareciendo ligeramente altos en la mezcla. Fenomenal variación antes del solo muy en la onda Frontiers (Journey).

Llegamos a un tema (uno de los más compactos de este álbum) y con un gran desempeño de Vince en todo el tema. Es el Something to believe in que me transporta a ese maravilloso álbum que sacó Tony Liddle con los geniales Strangeways allá por el año 1986. Grande, muy grande…

Dos temas de este álbum fueron compuestos por Vince O´Reagan para el “Spirit of man” de Bob Catley. En Blinded By A Lie que también salió como single, sinceramente es de agradecer esa producción (muy mejorada con respecto al álbum de Bob Catley aunque es verdad que este último, con su portentosa y personal voz, hace de cualquier tema… una joya). En este caso tanto en este tema como en el ochentero Walk On The Water (muy en onda Magnum en su época más comercial), la interpretación del señor Bales es exquisita. 

Debo destacar las sensaciones que me está provocando el álbum. Tiene un aire muy optimista y provoca en el oyente una necesidad de seguir probando el siguiente bocado para seguir manteniéndote esa sonrisa en la cara.

Coming Home es un excelente tema también con sonido muy a la Newman de su segunda época. El estribillo se te cuela en la cabeza y no te abandona… El Sr. Bales interpreta de maravilla. Sin estridencias. Se me hace muy corto el solo de Vince. No percibo egos. Es muy buena señal. Se nota que aquí puede haber banda por muchos años. Ojalá no me equivoque.

Borderline es un medio tiempo con gran sonoridad. Muy en la onda Terry Brock en solitario. Grandísimo tema.

Llegamos al final del álbum y nos encontramos con un tema épico llamado Fire In The Sky que podría haber sido interpretado en cualquier álbum de Saxon de los años ochenta. He cerrado los ojos y me he imaginado por un momento que el Sr. Bill Byford estaba cantando este tema y, además, otra gran paradoja: también hay un tema de la banda anglosajona con este mismo título ¿será casualidad? Bales está excelente en todo el tema y muestra una capacidad pulmonar impresionante sin despreciar, en ningún momento, a ese sentimiento que es necesario se adhiera, como un potente adhesivo, a cada nota en un tema de esta singular concepción.  Sorprendente ese minuto 4:20 dónde vuelvo a escuchar a esos Saxon del Destiny en el tramo final tema Red Alert. Se cuelan unas inmensas y poderosas guitarras rítmicas como hachas mientras se suceden los fraseos incesantes con guitarras dobladas…un orgasmo sonoro. El mejor tema del álbum, bajo mi humilde opinión, quizás tratando de dar pistas al respecto de sus intenciones de cara al futuro; con un aire más progresivo y contundente. 

El tiempo lo dirá…

José Luis Gutiérrez (3zks)

 

Comments are closed.