BLACK STONE CHERRY – Entrevista / Interview (Jon Lawhon)

Una de las grandes recompensas de colaborar en el mundo del periodismo musical, es la oportunidad de conocer a tus bandas favoritas. Hace unos días tuve el privilegio de entrevistar a Jon Lawhon, bajista de uno de mis grupos fetiche, los americanos BLACK STONE CHERRY.

Durante la entrevista pudimos charlar sobre su nuevo disco “Human Condition” que saldrá el 30 de octubre, de las discográficas, de la importancia de cuidar unos de otros y de bandas como DIO y ALICE IN CHAINS. Una entrevista fantástica que pasó como un suspiro.

Desde Kentucky, con la mochila llena de riffs heavys, amplificadores al 10 y grandes estribillos: BLACK STONE CHERRY.

Iñigo Ortúñez (I.O.): Hola Jon, en primer lugar quiero decirte que es un placer y un honor para mí hablar contigo. Soy un gran fan de BLACK STONE CHERRY desde vuestros inicios.  

Jon Lawhon (J.L.): Muchas gracias, te lo agradezco mucho. Es un placer para mí también.

I.O.: ¡Enhorabuena por vuestro nuevo disco! Una  vez más lo habéis clavado con un montón de buenas canciones con vuestro sello personal. ¿Cómo ves tú el disco comparado con los trabajos anteriores?

J.L.: Desde el primer día, siempre hemos intentado ir sacando discos que no fueran iguales que el anterior y creo que lo hemos conseguido. Nuestro primer disco (“Black Stone Cherry”) fue como una mezcla de punk y rock sureño. Nuestro segundo disco (“Folklore and Superstition”) fue como un álbum conceptual, muy de rock sureño, pero con un sonido pantanoso, de Mississippi, sabes… Para nuestro tercer disco (“Between the Devil and the deep blue see”) nos volvimos un poco más heavys y también intentamos ser un poco más “mainstream” y orientarlo a las radios. Para nuestro cuarto disco (“Magic Mountain”) creo que nos relajamos mucho y creamos un disco con un sonido muy único. Nuestro quinto disco (“Kentucky”) fue el primero auto-producido y volvimos a un sonido más heavy, pero a la vez incidiendo mucho en nuestra raíces de rock sureño. Y “Family Tree” fue como una vuelta directa a nuestras raíces de rock sureño. Y aquí estamos ahora con “Human Condition” e intencionadamente hemos intentado hacerlo uno de nuestros discos más heavys y con mayor pegada. 

Es posiblemente mi disco favorito, casi todas las canciones las hemos escrito nosotros 4. El disco lo hemos co-producido nosotros y lo hemos grabado en mi estudio en Kentucky. Fue una gran sensación ir todos los días a mi estudio e intentar ser muy creativo allí en vez de en un sitio extraño. Es un sitio que creé yo, para poder estar muy a gusto. Hemos trabajado con mis 2 ingenieros de sonido buscando el mejor sonido posible y ha sido una pasada.

I.O.: ¡Realmente suena increíble, es cierto! Tengo todos vuestros discos y estoy de acuerdo en que cada uno suena algo distinto. Para mí el mayor salto ha sido entre “Family Tree” que tenía algunas pinceladas de blues, de funk, de soul y este “Human Condition” que es mucho más directo y rockero. Realmente me encanta. ¡Enhorabuena!

J.L.: Muchísimas gracias. De verdad que queríamos hacer un disco muy directo, heavy y crudo, para demostrar a todos los viejos fans que han estado con nosotros desde 2006, que estamos muy vivos, que somos una banda de rock duro y que seguiremos aquí.

I.O.: ¡Eso está genial! El disco empieza diciendo: People, people, your attention please / I need to tell all y’all about a new disease!”. Sé que el disco se grabó antes de que explotara el Covid, pero ¿cómo ha afectado esta pandemia a “Human Condition”?

 J.L.: Realmente todo el disco estaba terminado cuando empezó todo. Estábamos en el estudio y teníamos todas las canciones escritas. Algunas incluso son de hace varios años como la que has mencionado (“Ringin’ in my head”) que la escribimos hace 4 años, pero es perfecta para la situación actual. La canción “Ride”, la escribimos en 2005 para el primer disco y se llamaba “Feel the fire”.

I.O.: Eso es muy interesante… ¿por qué crees que algunas canciones son escritas en algún momento del tiempo y no entran en el disco, y en cambio, encuentran su camino 10-15 años más tarde?

J.L.: Mi opinión es que todo pasa por alguna razón, aunque no es que crea que todo esté predeterminado. Tienes algunos discos que salen en un momento del tiempo y revientan todo y se te clavan en el corazón y la gente puede volver una y otra vez, como por ejemplo “Appetite for destruction”. Discos de LED ZEPPELIN, THE BEATLES que de la noche a la mañana, se convierten en himnos para las personas. Y pienso que este disco estaba predestinado, porque muchas de las canciones son antiguas y no habían sido publicadas hasta ahora y no porque no fueran buenas, sino que pienso que este era justo su momento.

I.O.: Es algo parecido a lo que suelo comentar con mi buen amigo Raúl, que hay bandas que las escuchas en un momento determinado y no te emocionan, y de repente unos años más tarde les vuelves a dar la oportunidad y te encantan, y tienen un impacto muy grande. 

J.L.: Sabes, para nosotros, esta experiencia con el confinamiento, nos ha hecho volver la vista a la carrera que llevamos, al disco que vamos a sacar, nos ha abierto los ojos a la importancia de preocuparnos los unos de los otros, y no tanto del negocio. Muchas bandas se van a desmoronar y no podrán aguantar. Creo que nosotros sí que aguantaremos. 

Nosotros no estamos aquí sólo por el dinero, nunca hemos hecho mucho dinero con la música, lo justo para ir tirando. Nosotros vamos a seguir, independientemente de cuántos shows podamos hacer o cuántos dólares podamos ganar porque esto es lo que amamos, porque nuestra recompensa es oír al público cantar las canciones con toda su emoción y saber que estamos afectando positivamente a sus vidas.

 

 

I.O.: Realmente afectáis positivamente a nuestras vidas, sí. Una de las cosas que más admiro de vosotros es que seguís siendo el mismo grupo de amigos desde el primer día, que es algo raro hoy en día. ¿Cuál es vuestro secreto para conseguirlo?

J.L.: Honestamente, nosotros nos preocupamos los unos de los otros como amigos, no como músicos. Si tenemos un ensayo, pero alguien tiene un tema personal y no se encuentra bien, paramos todo inmediatamente y le apoyamos para superarlo. Hemos llegado a cancelar un tour entero en 2010 y nos volvimos a casa, porque Chris tenía algunos problemas y necesitaba volver a casa, tomarse un tiempo, ver a su mujer, al médico… y paramos todo. Fue una mierda, sí. Y dejamos de ganar unos miles de euros, pero no lo dudamos y ayudamos a nuestro amigo.

I.O.: Eso dice mucho de vosotros como personas y no sólo como músicos, así que enhorabuena también por ello. Creo que “Ringin’ in my head” habla de esos problemas de Chris, ¿no?

J.L.: Realmente la canción empezó así, pero al final es una canción que tiene más matices y puede hablar de muchas cosas, incluso de temas políticos relacionados por la pandemia y cómo nos afecta como sociedad.

I.O.: Es mi canción favorita del disco. Es muy intensa y muy pasional. ¡Es una pasada!

J.L.: ¡Gracias! La tocamos ayer, preparando el evento “Live from the Sky” que vamos a emitir el 30 de octubre, y se podrá ver el 30, 31 y el 1 de noviembre. 10 dólares por el streaming, el concierto más barato que podrás ver de BLACK STONE CHERRY, porque, ¡por $10 podrá verlo toda la familia! Hemos preparado el escenario para vernos entre nosotros. No será como un concierto normal mirando a una audiencia, dónde no podemos vernos… bueno, menos John Fred que está tocando detrás de nosotros, así podremos retroalimentarnos de la energía de todos. 

I.O.: Es imposible que John Fred os vea cuando está tocando… con esa manera que tiene de tocar en directo. Me encanta como toca, ¡es increíble la energía que tiene!

J.L.: Jaja, sí… Hemos podido tocar como 1h y 20min, hemos tocado temas nuevos, alguna improvisación y en serio, ha sido una pasada. Lo hemos grabado con unas cuantas cámaras y ha sido tremendo hacerlo. Tenemos muchas ganas de ver cómo ha quedado y emitirlo el 30 de octubre.

I.O.: ¡Genial! Realmente es algo que todas las bandas debieran considerar con la situación que tenemos hoy. Grabar un disco hoy en día y saber que no va a ser posible girar tiene que ser duro para las bandas.

J.L.: Exacto… Ahora hay conciertos respetando las distancias de seguridad (tenemos un par de ellos), hay también conciertos con público en los coches, que algunos están haciendo. Estamos buscando la manera de hacer algo y sobrevivir. Con Internet, sabes que puedes pagar $10-15 al mes y tener toda la música del mundo, con lo que la venta de discos no es lo que era. Y las discográficas en general, aunque nosotros tenemos un buen acuerdo con Mascot Records, se llevan dinero por todas las actividades de la banda, es al revés de lo que solía ser. 

Al final las discográficas no son las que más han sufrido con el Covid, son las bandas. Pero hay un puñado de discográficas, que han sabido ver que si hacían eso a todas las bandas, acabarían matándolas y por ende, moriría la música. Las bandas al final dirán: “yo no puedo vivir con $20.000 al año, no es posible”. Yo lo he hecho y es posible, pero es muy difícil sabes… Tengo mujer y dos hijos, una casa, un coche… todo eso cuesta dinero. Así que yo necesito ganarme la vida y si las discográficas están metiendo la mano en todos nuestros bolsillos, eso es imposible. Menos mal que llegó Mascot Records con un contrato de licencia, quieren hacer dinero con la venta de los discos. Nosotros no recibimos grandes cantidades de dinero por los tours, pero sacamos lo justo para sobrevivir. Aunque ahora con la pandemia, estamos todos casi en bancarrota, siendo muy sincero contigo. 

I.O.: Espero de corazón que sobreviváis. Está claro que todos los que viven de la industria musical están muy afectados por la pandemia. Creo que la industria está en una evolución constante tratando de mantener los beneficios, y que eso está muchas veces alejado de premiar a los artistas como vosotros. ¿Qué opinas de cosas como la Gira del Holograma de DIO? Sé que DIO es genial, pero…

J.L.: No sé… creo que está chulo. Yo soy un fan enorme de ALICE IN CHAINS y nunca llegué a verlos con Layne Staley, era un niño entonces. Hemos tocado alguna vez con ellos ahora y son unos tíos geniales, pero la verdad es que nunca les vi con Layne. Si hicieran una gira los 3 miembros originales, bueno lógicamente sin Mike Starr (murió en 2011), pero con Mike Inez que es uno de mis bajistas favoritos, y con un holograma de Layne, yo pagaría una entrada por verlo. Pagamos muchas veces un montón de dinero para ir a un Parque Disney o a los Estudios de Universal, solo por la magia que recrean. Además, ese dinero serviría para alimentar a las familias de los miembros de la banda. 

Estuve con Ronnie James Dio un par de veces, te diré que he conocido muchísima gente del negocio, desde Jimmy Page a Glen Hughes, a todos los miembros de BLACK SABBATH… Ronnie James Dio es seguro la persona más amable y cariñosa que he tenido el lujo de conocer. Hicimos un concierto con HEAVEN & HELL en París y nuestro guitarrista Ben le dijo a Ronnie que nuestro técnico de sonido Kevin Rose era un enorme fan suyo. Él vino a nuestro camerino justo después de nuestro show, y estuvo 1h charlando tranquilamente con nosotros y con Kevin, aunque el tiempo que tenían para salir ellos a tocar era de 30min. Tommy Iommi tuvo que venir y decirle “¡tendríamos que haber salido ya a tocar, tío!” y Ronnie respondió “si, ahora mismo voy…”. Estaba allí tranquilamente charlando con nosotros, de una manera muy personal y humilde, sólo porque se enteró de que Kevin era un enorme fan suyo. Con la muerte de Ronnie, perdimos un gran icono.

 

 

I.O.: Es por estas cosas que este tema de la gira del Holograma me proporciona sentimientos encontrados. Porque por un lado Ronnie era un tío genial, una leyenda, pero por otro lado pienso que se tendría que promocionar más a las nuevas bandas y no exprimir tanto a las leyendas.

J.L.: Si, lo entiendo. Creo que al final del día es importante saber dónde acaba ese dinero. Si el dinero de la gira acaba en las discográficas que tienen los derechos de los discos, no mola… Pero si acaba en la familia de Dio y de los miembros que tocaran en el tour, me parece bien. Estaría ayudando a los que Ronnie ayudó durante toda su vida.

I.O.: Trato hecho, me has convencido, jaja… Cambiando de tema, creo que BLACK STONE CHERRY no sois tan populares en España como lo sois en USA, Inglaterra, Alemania y no encuentro la explicación. ¿Qué opinas tú? 

J.L.: Al final del día, es un tema de cuánto tiempo inviertes. Hemos estado en España quizás unas 9-10 veces, sobre todo en Barcelona y también en Madrid. Pero también hay un montón de sitios más pequeños, de gente trabajadora que aprecia y ama la música más que otros, porque no están acostumbrados a que vayan tantos grupos allí. Debemos invertir más tiempo en esas ciudades pequeñas.

I.O.: Estoy de acuerdo. Aun así sigo envidiando mucho cuando he visto shows vuestros en otros países, en sitios enormes, llenos de gente. Un sitio genial sería el Rock Fest Barcelona, sabes, ¡siempre mando mensajes a sus organizadores para que os lleven! 

J.L.: Sí, estaría genial. Hemos hecho algún festival por esa zona, pero hace mucho que no hacemos un festival en España, es cierto. 

I.O.: Estuve en vuestro show con ALICE COOPER  el año pasado, en las primeras filas dándolo todo. Llegué hasta cansado al show del gran Alice, pero 1h no es suficiente para mí, ¡necesito un concierto vuestro de 2h!

Nos queda poco tiempo, así que voy directo al “Cuestionario Rock Angels”. Elige una sola respuesta:

  • ¿BLACK SABBATH o DEEP PURPLE? “Oh… no es fácil, pero BLACK SABBATH”
  • ¿Cerveza o vino? “¡Bourbon! Jaja…”. Claro joder, ¡eres de Kentucky!¿
  • Salir de gira o grabar en el estudio? “Las dos… no puedo elegir esta vez, amo las dos”.
  • ¿Un gran festival o una sala pequeña sudorosa? “Salas pequeñas y sudorosas… siempre. Me encanta tocar en salas pequeñas”.
  • ¿LYNYRD SKYNYRD o GUNS N’ ROSES? “Tengo que elegir LYNYRD SKYNYRD”.
  • ¿Stairway to heaven o Dream on? “¡Dios mío, esta es muy difícil! Pero me quedo con Dream on”.

I.O.: OK Jon, ¡muchísimas gracias! Tenía preguntas para haber estado todo el día, pero no quiero robarte más tiempo. ¿Algún último mensaje a los fans?

J.L.: Muchísimas gracias a todos los fans que nos han apoyado durante todos estos años, espero que os guste mucho el nuevo disco y os aseguramos que en cuanto el mundo vuelva a la normalidad, estaremos allí dando guerra.

I.O.: ¡Genial! Eso es lo que los fans queríamos oír. Muchísimas gracias de nuevo, ha sido un gran placer y un honor. ¡Mucha suerte con el disco!

Iñigo Metalson (The Lux Team)

Comments are closed.