OBÚS – Con Un Par!! (2019) Crítica

Hablar de Obús es hablar de una de las bandas más grandes que jamás ha visto nacer este país. Historia viva de nuestro rock. Desde aquellos primeros trabajos con Chapa Discos producidos por Tino Casal. Los videoclips rodados por las calles de Vallecas. La eterna rivalidad con Barón Rojo ―Barón eran los guays y Obús los macarrillas―. Los falsos directos en Tocata con aquel impresionante escenario con las calaveras, algo solo al alcance de las grandes bandas internacionales. Discos superventas como “El Que Más” o el “Directo 21-2-87” grabado en el viejo y repleto pabellón del Real Madrid…. todos ellos momentos y documentos históricos que reflejan la realidad de la España de los años 80 mejor que cualquier capítulo de Cuéntame.
Si a todo esto le añadimos el excelente sabor de boca que me dejó el concierto que la banda dio el pasado verano en el Rock Fest Barcelona, las ganas de escuchar nueva música del cuarteto madrileño después de tantos años eran muchas. Recordemos que hace pocos años publicaron algunos temas nuevos, pero en realidad su último disco completo de estudio data del año 2010.

Por eso cuando en noviembre saltó la noticia de que acababan de firmar contrato con Peermusic , que tenían un nuevo disco preparado y además de propina la correspondiente gira de presentación, el subidón fue inmediato.

Con Un Par!!
Así han titulado el disco. Y no puede ser un nombre más descriptivo de las 12 doce canciones que se nos vienen encima.
¿A qué suenan los Obús de 2019? Pues suenan exactamente a lo mismo que han sonado siempre. Ni más ni menos. Fortu mantiene su voz intacta. La actitud, la chulería a la hora de cantar y su chorro de voz siguen ahí, tan presentes como siempre o más incluso. Envidiable estado de forma el del señor Fructuoso Sánchez.
Las guitarras de Paco Laguna también molan mucho en este disco. Nunca fue un virtuoso, pero dicen que más sabe el diablo por viejo que por diablo ¿no? Pues eso. Sus guitarras suenan poderosas y con ese deje hard rockero que siempre tuvo Paco. Además compone siete de los temas del disco, algunos de ellos de los más destacados.
Junto a Fortu y Paco, completan la banda el habitual Carlos Mirat (una auténtica bestia de las baquetas y los tambores) y el bajista Luisma Hernández (ex-Arwen, ex-Santelmo).

Obús tiene un reguero de clásicos que dan para dos horas de concierto por lo menos. Pues bien, en este disco hay por lo menos cuatro o cinco canciones que no desentonarán lo más mínimo al lado de “El Que Más”, “Vamos Muy Bien” o “Autopista”.

Para empezar “Sangre De Rock ‘N’ Roll” es una patada en los huevos (perdón por el lenguaje soez, pero no sé describirlo de otra manera). Buenos guitarrazos y un “elaboradísimo” estribillo que reza algo tan profundo como “Lo lo lo lo lo, lo lo lo lo, lo lo lo lo lo, lo lo lo loo loooo”, que se mete en la cabeza de inmediato y en directo va a ser la bomba atómica, son la base de esta canción.
“La Mosca” es de 10 también. Pegadiza y alegre. Vale, la letra de este tema, y de casi todos los demás, es un poco de vergüenza ajena, hay que reconocerlo. Pero Obús es eso. Va todo en un pack y es parte de su esencia, así que o lo tomas o lo dejas.
Y hablando de tomar….”Whisky Con Hielo” se titula el siguiente corte. “¡Camarero, whisky con hielo! ¡Camarero, pon de beber!” ¿Cómo se puede escribir algo tan aparentemente cutre y hacer que mole un montón? Pues lo que decía antes; Obús en estado puro.
El siguiente tema que hay que destacar es “No Me Lo digas Más”. Con la simpleza y a la vez el gancho de AC/DC o Airbourne. Esencia pura de Rock & Roll sin aditivos ni conservantes.
“Años 80” es otro tema que tiene algo especial. Musicalmente algo más elaborado y con un estribillo, unos punteos de guitarra y unos coros en plan himno rockero, que sorprenderán a más de uno. En otros tiempos esta canción hubiera sonado en Los 40 Criminales como en su día sonaron “Mentiroso” o “Complaciente O Cruel”.
“Pastel Del Demonio” ya la habíamos escuchado hace casi dos años, pero ha sido incluida en el disco igualmente. Aquí Fortu reivindica con su letra el personaje del viejo rockero absolutamente decidido a no enterrar aún el hacha de guerra. Vamos, que habla de sí mismo.
Casi para acabar tenemos dos temas con parecida temática. Es como si Paco y Fortu se hubieran propuesto hacer cada uno de ellos una canción que defina a la propia banda y su trayectoria. “Incombustibles”, compuesta por Paco Laguna, es más Hard Rockera y “Rebeldes”, compuesta por Fortu, es puro Heavy Metal ochentero. Además en este tema la producción te dejará con la boca abierta. El bajo y la batería suenan tremendos. No creo haber escuchado en los últimos tiempos una producción de Hard Rock o Heavy Metal (igual me da) tan potente en un producto grabado y producido aquí.
El disco se cierra con “Viajando Con La Muerte”, que podríamos considerar el tema más serio de todo trabajo. Una canción que se inicia como una balada y va cogiendo fuerza mientras aborda con su letra el horror de la inmigración y las muertes que se producen en nuestras costas día sí y día también.

En Resumen:
Le juré amor eterno a Obús el día que siendo casi un niño escuché por primera vez canciones como “Pesadilla Nuclear” o “Juego Sucio”. Son canciones inmortales. Pero ahora mismo, gracias a este trabajo y a su concierto del pasado verano en el Rock Fest, vuelvo a estar perdido y locamente enamorado de la banda.
Está muy feo eso de comparar, lo sé, pero si de adolescente me dicen que de las dos grandes bandas de Heavy Rock españolas del momento, una sacaría 40 años después un disco tan salvaje como este y la otra acabaría con sus miembros peleados y dando shows muy poco gratificantes, hubiera perdido la apuesta segurísimo. Hoy no hay comparación posible.

Hay discos que son para encerrarte en ti mismo y saborear con unos buenos cascos en la oscuridad de la habitación. Hay otros que son para cerrar el bar con los colegas o para conducir a las tres de la mañana con la música arriba y las ventanillas abajo. Evidentemente este es de los segundos.
Tengo un buen amigo que me dice siempre que Obús son los Mötley Crüe españoles. No le falta razón. Y yo además añado: con la diferencia de que Fortu, a sus 65 años, le da mil vueltas al Vince Neil cantando y como frontman. Es cuestión de quitarse posibles prejuicios de encima y de saber valorar en su justa medida a esta banda de carrozas que sigue dando sopas con onda a casi todos los grupos nacionales e internacionales del estilo.

En el apartado de la producción decir que el disco suena tremendo y actual. La grabación corrió a cargo de Daniel Sabugal en los New Life Studios de Madrid. El disco fue mezclado y masterizado por la mano experta de Bori Alarcón en los Estudios Montepríncipe de Boadilla del Monte. Excelente trabajo en ese aspecto también.

Y ya por último quiero recordar que el compañero Raúl Blanco realizó hace un mes, coincidiendo con la salida del disco a la venta, una interesante y muy divertida entrevista a Paco y Fortu. Me sopla un pajarito que alguna cerveza se bebieron los muy bribones.
Aquí la podéis leer íntegramente

 


RATE/NOTA: 8,5/10

Alberto Lozano.
https://www.facebook.com/alberto.lozano.750

Tracklist:
01. Sangre De Rock & Roll
02. La Mosca
03. Whisky Con Hielo
04. Sin Tu Presencia
05. No Me Lo Digas Más
06. Escapa De Tu Prisión.
07. Años 80
08. Pastel Del Demonio
09. Bandas Rivales
10. Incombustibles
11. Rebeldes
12. Viajando Con La Muerte

Obús son:
Fortu Sánchez – garganta
Francisco Laguna – guitarra
Carlos Mirat – batería
Luisma Hernández – bajo

Dirección y Webmaster - Carlos Destroyer
ROCK ANGELS Hard, Heavy & Melodic rock web & radio show