PRETTY MAIDS – Motherland (2013)

Motherland es el nuevo trabajo de los daneses Pretty Maids. Hace más de 30 años ya que estos rockeros vienen obsequiándonos con buenos discos. Formados en 1982 por el vocalista Ronnie Atkins y el guitarrista Ken Hammer su trayectoria es cuanto menos bastante original a mi forma de ver, pues se trata de un grupo capaz de desgranar temas a bases de trallazos de puro heavy metal a la vez que nos deja increíbles baladas del mejor hard/aor llenas de teclados. Y este álbum, lanzado al mercado con el video single “Mother of all lies” y que ve la luz a través de Frontiers, no es más que otra prueba de lo que pueden y saben hacer mejor que nadie, moverse desde el heavy, pasando por el hard y coqueteando con el aor, envolviendo los temas con una conexión melódica que materializa discos compactos, bien producidos y de muy buen nivel.El disco comienza con el tema que antes mencionábamos como elegido para primer single, “Mother of all lies”, pura melodía al servicio de una buena interpretación y unos riffs acompañados del teclado con un sonido rotundo y sin fisuras, bonito y expresivo sólo con efecto wah-wah . El segunto tema, “To fool a nation”, se introduce con un arpegio de guitarra y una línea rítmica de bajo hasta un peculiar sonido de teclado que se aloja en tu cabeza y que envuelve lo que será el estribillo, mezclando fuerza con melodía, nos deja un bonito solo con parte final de efecto wah-wah también muy logrado. Llegamos al tercer tema, titulado “Confession”, bueno, no llega a ser un tema sino más bien unas pinceladas de teclado al más puro estilo de cine de misterio y suspense mientras una voz relata lo que parece ser una confesión. El cuarto tema, “The iceman”, en una buena dósis de buen heavy al más puro estilo de At Vance y Queensryche, base rítmica potente y con un Atkins en su faceta más desgarradora vocalmente hablando.

Tras este rápido tema nos llega la calma con “Sad to see you suffer”, bello medio tiempo donde nos demuestran que dominan el hard rock melódico; sobre una base acústica y una batería más pausada tengo la impresión de que por su timbre en estos temas es donde la voz de Ronnie brilla más. Nos encontramos con el sexto tema, “Hooligan”, aquí no hay concesiones, un riff aplastante muy bien acompañado por la batería, potente tema con una voz agresiva pero con un estribillo embriagador que te hacer mover la cabeza al son del compás, tan contundente es que el solo se limita a remarcar la línea rítmica al igual que hace el teclado durante toda la canción. Llegamos al ecuador del disco con “Infinity”, tema melódico donde el teclado hace de contrapunto dando pausa y belleza al sonido de la guitarra, con una distorsión más dura de lo normal para un tema de esta índole, buen tema aunque no de lo mejor,en la línea de grupos como The Poodles. El octavo tema, “Why so serious”, tiene una estructura metalera y un teclado-sintetizador que acompaña perfectamente el tema, lejos de darle pomposidad deja intacta la fuerza de una guitarra que se luce con un magnífico solo cargado de energía. Llegamos al corte que da título al disco, “Motherland”, tema muy correcto en su ejecución con una guitarra y batería que no dan tregua alguna desde el principio y que solo baja en intensidad durante el estribillo con la presencia del teclado, dando lugar a una pieza intensa, rápida pero a su vez melódica. En el décimo tema, “I see ghosts”, tenemos un potente hard-rock con esplendido estribillo y un gran riff por parte de Ken, el cual vuelve usar el wah-wah para un breve solo. Le sigue un templado tema llamado “Bullet for you”, en su inicio muy a lo Def Leppard, podría haber sido una balada hard típica pero una vez más el duro sonido de distorsión de la guitarra de Hammer la hace menos convencional. En el penúltimo tema, “Who what where when Why”, parecen disfrazarse de los mejores Lordi, ese sintetizador de película de terror con un riff pesado hacen de esta canción una de las mejores sin duda, magnífica interpretación vocal sobre una melodía cuidada y que te lleva a cantarla sin pausa alguna una y otra vez. Terminamos con “Wasted”, particularmente un gran tema para mí, un perfecto resumen de la obra, que nos aporta un buen trabajo vocal, gran presencia de los teclados, buena y contundente base rítmica, y todo ello impregnado de una hermosa melodía.

En definitiva estamos ante un disco serio y trabajado, bien producido,aunque me asalta la duda de si se le ha querido restar sonido a la batería en general, algo apagada en algunos momentos de los cortes al igual que el bajo. El teclado es sublime, estando presente en buena parte de la obra, destaca cuando el tema lo pide y acompaña perfectamente cuando brillan otros instrumentos. El trabajo vocal es más que correcto, sin grandes alardes se adapta perfectamente al tempo y a la intensidad de la canción aunque su registro no sea muy amplio. El trabajo de la guitarra es primordialmente rítmico, con una distorsión cercana al metal y unos riffs heavies que marcan en gran medida la dura línea del disco, en cuanto a los solos, distorsión más suave y expresividad con el uso del wah-wah, muy correctos y bien ejecutados, sin extenderse en repeticiones de escalas ni en técnicas para imprimir vistosidad o velocidad. Todos los temas están dotados de grandes dosis de melodía, aunque en líneas generales no hay temas que sobresalgan sobre otros, se mantiene un alto nivel compositivo en toda la obra. En general transmiten que hacen lo que quieren hacer, resulta muy complicado abarcar tantos estilos y usar teclados sin restar fuerza a los temas, consiguiendo un sonido duro y potente en general navegando en las orillas del hard-rock. Una apuesta muy valiente, pues pueden parecer algo flojos por el uso de teclados y las brillantes melodías, al igual que duros por sus marcados riffs, sin embargo, obtienen una excelsa mezcla ideal para oídos exigentes. Y esta apuesta es la que mantienen estos señores desde hace años, no serán unos virtuosos ni bailarán al ritmo del mercado pero podéis estar seguros de que no os dejaran indiferentes cuando los escuchéis, apostad por ello.

 

Breti

 

Tracklist

01. Mother Of All Lies
02. To Fool A Nation
03. Confession
04. The Iceman
05. Sad To See You Suffer
06. Hooligan
07. Infinity
08. Why So Serious
09. Motherland
10. I See Ghosts
11. Bullet For You
12. Who What Where When Why
13. Wasted

PRETTY MAIDS:

Ronnie Atkins – Voz
Ken Hammer – Guitarras
Morten Sandager – Teclados
Allan Tschicaja – Bateria
Rene Shades – Bajo

One comment on “PRETTY MAIDS – Motherland (2013)

  1. Pingback: Los mejores discos del 2013, según el STAFF de ROCKANGELS | Rock Angels – Hard, Heavy & Melodic Rock Website

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

* Copy This Password *

* Type Or Paste Password Here *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Dirección y Webmaster - Carlos Destroyer
ROCK ANGELS Hard, Heavy & Melodic rock web & radio show